Forma parte del trabajo conjunto que realiza la provincia junto al Servicio Geológico Minero Argentino (Segemar) para monitorear todos los volcanes existentes en el territorio neuquino.

Personal de la subsecretaría de Defensa Civil de la provincia junto a profesionales del Observatorio Argentino de Vigilancia Volcánica (OAVV) del Servicio Geológico Minero Argentino (Segemar) comenzaron a instalar este fin de semana equipos de sismografía para la ampliación del monitoreo del volcan Copahue.

Esta actividad forma parte del convenio de colaboración y asistencia técnica en materia de estudio y monitoreo de los volcanes activos de la provincia celebrado entre la Neuquén y el Segemar, cuyo objetivo es avanzar en la instalación de nuevos equipos que permitan ampliar las actuales redes de monitoreo de los volcanes Copahue, Lanín y Laguna del Maule; y posibiliten iniciar el monitoreo de los volcanes Tromen y Domuyo.

Previo al traslado del instrumental a la localidad de Caviahue/Copahue, el equipo del OAVV y personal de informática del Segemar en Neuquén llevaron adelante tareas de puesta a punto de sismógrafos y antenas y la configuración de conectividad con los servidores del OAVV en Buenos Aires y el observatorio volcanológico de Chile.

Luego, junto a la subsecretaría de Defensa Civil trasladaron el instrumental a la zona Caviahue, donde está siendo instalado por los profesionales en el volcán Copahue.

Los trabajadores fueron recibidos en la localidad por el intendente local, Hugo Volpe, quien agradeció y destacó el desarrollo de la red de sismógrafos.

La semana pasada, profesionales de Segemar y de Defensa Civil fueron recibidos por el gobernador Omar Gutiérrez. Durante el encuentro, los funcionarios y autoridades presentes tomaron conocimiento sobre los equipos de monitoreo a instalar en los volcanes y cómo estos pueden brindar información en tiempo real para las alertas tempranas emitidas por el Segemar.