Durante la primera jornada de Igual ICT, mujeres referentes del campo alentaron a fomentar políticas públicas con perspectiva de género y focalizar en la educación durante la niñez para visibilizar variantes del mundo tech.

Mujeres referentes en el campo de la tecnología y la educación alentaron, en una jornada sobre la brecha que existe en ese rubro, a fomentar políticas públicas con perspectiva de género y focalizar en la educación durante la niñez para derribar el mito de que lo tecnológico es masculino y visibilizar variantes del mundo tech.

"Las políticas públicas con perspectiva de género no son una cuestión de mujeres, sino de la sociedad de la que todos formamos parte y tenemos responsabilidad desde los roles que ocupamos", dijo Anabel Cisneros, la primera directora mujer de ARSAT. Lo expresó en la primera jornada de Igual ICT, organizada de forma virtual recientemente por la empresa Huawei, que tendrá su segundo encuentro el próximo 30 de noviembre.

El evento convocó a referentes del sector para reflexionar y aportar ideas con el fin de acortar la brecha de género que prevalece en las Tecnologías de la Información y la Comunicación, conocidas como TICs, donde la participación de la mujer en carreras universitarias es del 20% y la demanda laboral es alta.

"En Argentina no alcanzamos a cubrir la demanda necesaria de posiciones en tecnología, solo el 23% del total de jóvenes que se inscriben en carreras universitarias eligen carreras de ciencia y tecnología, y de ese porcentaje el 20% son mujeres", precisó María Teresa Garibay, ingeniera, docente y miembro del Consejo Federal de Decanos de Ingeniería Argentina (Confedi).

Garibay, quien creó y presidió la comisión de la Mujer en Ingeniería del Consejo, remarcó que "todos los nuevos puestos de trabajo van a ser en el sector de la tecnología".

Como salida para modificar esta tendencia, Cisneros dijo que "debemos cambiar este acuerdo cultural, social y político y hacerlo más inclusivo, dejar barreras y sesgos de lado con políticas públicas cuya función es la de desarrollar, incentivar y educar".

"El rol de la educación es importante desde la niñez y la adolescencia para inspirar a nuevas jóvenes a interiorizarse y conocer carreras técnicas, a generar interés", indicó Cisneros.