No hay ninguna descripción de la foto disponible.

Una banda dedicada a realizar estafas bajo la modalidad “cuento del tío”, fue desbaratada en el día de hoy, gracias a una meticulosa tarea de investigación que culminó con una serie de allanamientos, ejecutados por personal policial del Departamento Delitos Económicos. El personal policial, no sólo demoró a miembros de la organización, sino que también secuestró joyas, dinero en efectivo, un auto, armas de fuego, teléfonos celulares y otros elementos de interés para la causa.

La organización delictiva operaba en la zona y había tenido como víctimas a varias personas, principalmente de avanzada edad.

En ese contexto, personal policial del Departamento Delitos Económicos, logró ayer la demora de dos sujetos integrantes de la organización y miembros de la comunidad gitana. Los hombres, fueron aprehendidos en horas de la tarde, mientras circulaban junto a una mujer a bordo de un Chevrolet Onix, que estaba estrechamente vinculado a algunos de los hechos investigados por el personal policial.

Pese a que intentaron escapar, ambos sujetos fueron demorados minutos antes de las 15 sobre la calle Montevideo, luego de abandonar el vehículo para continuar con el escape a pie.

Con la correspondiente autorización judicial, anoche se realizó una requisa personal a los detenidos y en las primeras horas de hoy, la requisa del auto en el que se movilizaban, lo que permitió secuestrar en el interior del mismo, joyas (dos anillos, dos pulseras, tres cadenas de oro), dos teléfonos celulares, una tarjeta de débito, documentación y llaves de otros dos vehículos.

El procedimiento se completó este martes, con una serie de allanamientos que el Departamento Delitos Económicos realizó en dos viviendas, una ubicada sobre la calle Libertad y otra en Richieri. Las diligencias judiciales, finalizaron con el secuestro de más joyas (colgantes, cadenas, pulseras), telefonía celular, blisters de chips para celulares, armas de fuego, prendas de vestir y otros elementos de interés para la causa.