La imagen puede contener: una o varias personas, personas en el escenario, multitud y exterior

Tiendas blancas y verdes que ofrecen objetos únicos y delicias gastronómicas invadieron la explanada del paseo costero. Ocurrió esta tarde en el marco de la Feria Raíz que reunió a emprendedores y emprendedoras de 18 a 35 años. Fue la oportunidad de mostrarse, hacer conocer sus productos y tener un espacio de comercialización.

Este es precisamente uno de los objetivos que se propuso la administración municipal, el de crear oportunidades a los jóvenes neuquinos, a quienes acompaña también con capacitaciones específicas.

“Cada 30 días vamos a estar presentes llevando adelante esta feria en el Paseo Costero Limay”, anunció el intendente Mariano Gaido en otra muestra de apoyo al emprendedurismo local.

“Le pedimos a cada vecino ya cada vecina que venga con su familia, con sus amigos, que visite la feria porque aquí puede disfrutar de la gastronomía como de algún artículo para llevar a su casa”, mencionó.

Gaido sostuvo que continuará dando impulso a los emprendedores al tiempo que aplaudió el crecimiento de jóvenes que dedican tiempo a “proyectar, pensar su negocio y tienen la habilidad de plasmarlo y distinguirse”.

Por su lado, María Pasqualini, secretaria de Capacitación y Empleo, expresó su “felicidad porque se han sumado chicos y chicas muy jóvenes que están dando sus primeros pasos en sus emprendimientos”.

“Esto genera empleabilidad, autoempleo”, dijo y señaló que el municipio los acompaña “en el proceso de sus proyectos, capacitarlos, darles todas las herramientas necesarias para comercializar sus productos y además generar los espacios de comercialización, que es muy importante”.

También indicó que la Municipalidad les ofrece “un lugar donde ofrecer sus productos para que nuestra ciudadanía conozca a sus jóvenes emprendedores y emprendedoras”. “Estamos felices por la juventud que tiene la ciudad de Neuquén”, sostuvo.

En la feria hubo variedad de rubros para ver y elegir. Mar Godoy, de 25 años, crea aros, pines de porcelana, hebillas, tazas e incluso cuadernos con hojas recortadas por ella y tapas de cartón impresas, pintadas a mano y barnizadas. Inició hace dos años su PyME y dijo que puede pasar «un mes sin vender nada, pero nunca bajé los brazos”. Agradeció la convocatoria porque es un espacio que da visibilidad a los emprendedores.

Paula Martínez dirige Ta luego Cuadernos, diseña agendas en distinto tipo de papel y personalizados. Lo hace desde 2014 y en Neuquén desde hace un año. “Es una experiencia nueva, la propuesta de la feria es excelente porque además de que estamos todos en la misma está rebien organizada y nos dieron soluciones”. “Obvio que voy a seguir participando”, cerró.