El presidente Mauricio Macri anunció que el Gobierno decidió poner "un tope" a los incrementos "para dar previsibilidad", al tiempo que prometió que "la cuota no se va disparar".

De igual manera relató que le pidió a su equipo que impulse un proyecto de ley para atender la problemática de los inquilinos y sus contratos de alquiler, al anunciar refuerzos al Plan nacional de Viviendas, durante un acto realizado en la Residencia de Olivos.
Señaló el mandatario que el objetivo es "cuidar a todos aquellos que alquilan, y sienten que también les falta previsibilidad".