Un grupo de 15 adjudicatarios de licencias de taxis se reunirá el martes próximo con el intendente José Rioseco para intentar destrabar la situación planteada luego que le fuera adjudicada la parada de barrio Zani donde, dicen, que "no se trabaja". Los conductores deben recorrer distancias extra hasta el oeste de la ciudad para completar los recorridos. "Hay forma de resolverlo. Hay ser prácticos y buscar soluciones, no quedarse abrazados a los conflictos", afirmó Cristian Perotti y anunció que los conductores serán recibidos el martes por el intendente José Rioseco.

Los taxistas se presentaron tras finalizar la sesión de este jueves y hablaron con todos los concejales planteando su situación. Luego acordaron con el presidente del cuerpo, Cristian Perotti acordaron hacer una mediación con el Ejecutivo por lo cual se quedó uno de los conductores y luego surgió el acuerdo de la reunión del martes con el jefe comunal.

Los licenciatarios de los taxis vienen quejándose hace tiempo de que en la parada que les asignaron en el barrio Zani y el Unión no se trabaja. "Las plataformas no son rentables. Tenés pedidos telefónicos, eso no te lo discuto, pero cubro un viaje y tengo que volver al Unión", señalaron.

“Ellos pagan igual seguro que yo, inspección, igual servicio. Pagás todo lo mismo que los otros y ellos económicamente están bien remunerados y nosotros no….”, dijo uno de los conductores que contó que no puede pagar los servicios de su vivienda.