El registro, de la encuestadora Cadem, marca un descenso en la imagen del presidente que tocó un nuevo piso del 10%, mientras su desaprobación trepó hasta el 82%, la peor desde el retorno de la democracia.

El estallido social en Chile hundió la aprobación del presidente, Sebastián Piñera, que tocó un nuevo piso del 10%, mientras su desaprobación trepó hasta el 82%, el peor registro obtenido por un mandatario chileno desde el retorno a la democracia (1990), según un sondeo publicado hoy.

El registro, de la encuestadora Cadem y publicado hoy por el portal chileno de noticias Cooperativa, marca un descenso de dos puntos respecto al estudio anterior -del 25 de noviembre- en el que Piñera había obtenido un 12% de aprobación y un 81%de desaprobación.

Este último fue realizado entre el jueves 28 y el viernes 29 de noviembre, a 708 personas de todo el país.

La encuesta también da cuenta de una caída en la aprobación del gabinete, a un 12%, mientras la desaprobación del equipo ministerial subió a un 83%.

El 6 de noviembre, una encuesta del grupo demoscópico Activa Research registró que sólo un 9,1% aprueba el desempeño del presidente, mientras que un 61,1% lo desaprueba.

El único funcionario que sube su respaldo es el titular de Hacienda, Ignacio Briones, quien aumentó desde un 36 a un 41%.

El sondeo da cuenta también de la crisis de representación que vive la clase política chilena, con bajas cifras de apoyo una eventual carrera presidencial, donde el ex presidente y actual alcalde de Las Condes, Joaquín Lavín, de la oficialista Unión Demócrata Independiente (UDI), alcanza un 6% de apoyo, seguido por el economista independiente, Franco Parisi, con un 5% y la periodista Beatriz Sánchez, del Frente Amplio, con un 4%.