En ocasión de la reunión de la 15° sesión ordinaria, el bloque de diputados provinciales del MPN acompañó la unificación de proyectos y la cámara sancionó por mayoría las comunicaciones N° 105 y N°106 al Poder Ejecutivo nacional rechazando unificación del valor de las asignaciones familiares y a todo intento de eliminar el ítem “zona desfavorable” del régimen jubilatorio nacional que se implementa en las provincias patagónicas, respectivamente.

En la Comunicación N° 105 se manifiesta al gobierno nacional el “absoluto rechazo a la unificación del valor de las asignaciones familiares implementada a partir de la publicación del Decreto nacional 702/18”. Asimismo le manifiesta que “derogue el Decreto nacional 702/18 y reestablezca y actualice -según el índice de Precios al Consumidor (INDEC)- los criterios utilizados para fijar el monto de las asignaciones familiares a percibirse en la Patagonia”. En el artículo 3° se pide que sean comunicados los Poderes Ejecutivos nacional y provincial, al Parlamento Patagónico, y a los Poderes Ejecutivos y Legislativos de las provincias de Río Negro, Chubut, Santa Cruz, Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur La Pampa y al Municipio de Carmen de Patagones.


Cabe recordar que el decreto 708/18 nacional dio por tierra el régimen diferencial por provincia que hasta el momento regía en el cobro de las asignaciones. Este punto era de vital relevancia debido a los cambios en el costo de vida según el distrito o región en la que se encuentre el beneficiario. El gobernador Omar Gutiérrez se pronunció oportunamente ante la decisión del gobierno nacional de eliminar la zona desfavorable en las asignaciones familiares y manifestó que “es una medida centralista, porque no está contemplando ni respetando las distintas realidades locales”. Al mismo tiempo la provincia de Neuquén otorgó el incremento del 50% en las asignaciones familiares alcanzando alrededor de 28 mil familias.

En tanto, los legisladores sancionaron la Comunicación N°106 donde le observan al Poder Ejecutivo nacional “su más enérgico repudio a todo intento de eliminar el ítem “zona desfavorable” del régimen jubilatorio nacional que se implementa en las provincias patagónicas. El diferencial jubilatorio para las provincias del sur entró en vigor en 2008 y estipuló un “coeficiente de bonificación 1,40 para las jubilaciones, pensiones, pensiones no contributivas, graciables y para veteranos de guerra de Malvinas” que residan en las provincias del sur. Ese diferencial de 40% es percibido por los jubilados de La Pampa, Chubut, Santa Cruz, Tierra del Fuego, Neuquén, Río Negro y Carmen de Patagones, por tratarse de “zonas desfavorables”.

En este sentido y ante trascendidos que señalan una eventual quita de la zona desfavorable en los haberes jubilatorios, el gobernador Omar Gutiérrez ratificó su “absoluto rechazo y firme repudio” y reiteró la oposición del gobierno provincial a “cualquier tipo de medida que pretenda afectar este ítem que perciben quienes residen en Neuquén y la Patagonia”.