Agustín Zbar, quien fue uno de los oradores, dijo a Télam que a cuatro años de que Nisman apareciera muerto con un balazo en la cabeza en el baño de su departamento de Puerto Madero es "inverosímil pensar la teoría del suicidio, porque todos quienes lo conocíamos sabíamos que tenía ganas de vivir".

Con la presencia de autoridades del gobierno de Israel y una importante delegación argentina se realizó esta mañana en ese país un acto en homenaje al fiscal Alberto Nisman, de cuya muerte se cumplen hoy cuatro años.

"Fue un acto muy emotivo que quiso marcar la colaboración y amistad de Israel con la Argentina y la preocupación internacional por la muerte del fiscal. En Israel nadie duda de que Nisman fue asesinado, no se habla de otra posibilidad", dijo el titular de la AMIA, Agustín Zbar, en diálogo con Télam desde Israel.

El acto se desarrolló esta mañana en el Bosque Ben Shemen, ubicado entre Tel Aviv y Jerusalén, con la presencia del presidente de la Knesset (Parlamento israelí) Yuli Edelstein; la madre de Nisman, Sara Garfunkel; el titular de la AMIA Agustín Zbar y el de la DAIA, Jorge Knoblovits; y unos 500 argentinos y latinoamericanos que viven en Israel.

Durante el acto se inauguró un monumento y se plantaron árboles en el parque de la Amistad Argentina e Israel -promovido por el Fondo Nacional Judío Keren Kayemet LeIsrael (KKL)-, donde también hay un memorial levantado en honor a las víctimas de los atentados a la AMIA y a la embajada de Israel en Buenos Aires, así como de los judíos desaparecidos y muertos durante la última dictadura militar argentina.