Desde el inicio, la 8va etapa del Rally Dakar estuvo en manos del líder de la carrera, Nasser Al-Attiyah con la Toyota Hilux del equipo oficial, pero largando retrasado, el arribo de Sebastien Loeb y su Peugeot le entregó la victoria del parcial al francés. Los buggies del equipo Mini tuvieron problemas: Sainz, Peterhansel y Despres. En quads, el argentino Cavigliasso metió la quinta victoria al hilo.

Regresando a las dunas grandes de Ica, la 8ª Etapa del Dakar 2019 unió San Juan de Marcona con el campamento de Pisco, con 576 kilómetros de recorrido. Nasser Al-Attiyah (Toyota) dominó las acciones hasta que llegó, con un orden de largada retrasado, Sebastien Loeb (Peugeot) para quedarse con el triunfo en la jornada. De todas maneras, el de Qatar extendió la ventaja a favor en la Clasificación General en busca del soñado triunfo del Toyota Gazoo Racing por primera vez en la carrera, a dos días del final.

En la jornada cronometrada de 361 kilómetros el francés Loeb selló un tiempo de 3h54m53s para superar a Al-Attiyah por 7m27s, y al polaco Jakub Przygonski (Mini) por 15m15s. El segundo piloto del Toyota Gazoo Racing, Giniel de Viliers, concluyó en cuarto lugar, seguido por Joan 'Nani' Roma (Mini).

Stephane Peterhansel (Mini) reconoció un error de conducción cuando seguía el camino de las motos, lo que le costó valiosos minutos en las dunas y, a la postre, el tercer lugar de la General en manos de Loeb. Algo parecido sufrió Carlos Sainz (Mini), quien era el más veloz de los primeros kilómetros hasta caer en la trampa que había detrás de una pequeña duna. Por su lado, Cyril Despres (Mini) sufrió roturas en el buggy, dejando entrever que el trabajo en confianza mecánica es el próximo desarrollo necesario para estos coches del X-Raid Team.

En la Clasificador General, el representante de Qatar lleva una ventaja de 46m29s respecto a Roma, el 2º en la suma de tiempo. El 3º de la carrera es Sebastien Loeb a 46m45s con el mejor vehículo 4x2. También con un buggy, Stephane Peterhansel (Mini) se halla a 53m30s del "Príncipe" y Cyril Despres (Mini) es 5º a más de dos horas de la punta de la competencia.

Quien comanda la General de los Cuatriciclos volvió a imponerse, esta vez en la octava etapa del Dakar, la que se disputó entre San Juan de Marcona y Pisco. Otros dos argentinos, Gustavo Gallego y Jeremías González Ferioli, terminaron detrás de él.

Un nuevo paso hacia la victoria en el Dakar es el que dio hoy Nicolás Cavigliasso, quien se impuso en la octava etapa, la que se disputó entre San Juan de Marcona y Pisco. El cordobés ganó su séptimo parcial en la carrera sobre ocho disputados, mostrando una clara supremacía con el cuatriciclo Yamaha. Argentina otra vez consiguió el 1-2-3, completado por Gustavo Gallego y Jeremías González Ferioli.

Luego de estos 361 kilómetros de especial, Cavigliasso manda en la General con un tiempo de 36horas 35minutos 51 segundos, superando a González Ferioli por 1:24.52. Mientras que Gustavo Gallego completa lo que sería un podió íntegramente nacional.

Luego del abandono de Ricky Brabec, en el comienzo de esta 8º etapa dakariana en Perú, en Motos la lucha se forjó entre el austríaco que se impuso en el día superando al chileno Quintanilla, que además escolta en la general al australiano Price. Luciano Benavides se ubica séptimo.

Difícil y duro fue el desarrollo de la 8ª etapa del Dakar 2019, tras completarse el recorrido entre San Juan de Marcona y Pisco, cruzando las dunas de Ica. Y en Motos, el primer lugar del día le correspondió al austríaco Matthias Walkner, con la KTM, quien por 45 segundos le ganó al chileno Pablo Quintanilla, que logró un buen rendimiento en el tramo.

Si bien terminó tercero en la jornada, el australiano Toby Price pasó a encabezar el clasificador general, y ahora es escoltado por el trasandino, a 1m03s, mientras que a 6m35s estár Walkner en el tercer puesto y con una exigua diferencia de tres segundos sobre Sam Sunderland, potenciando que las primeras posiciones serán peleadas hasta el final.

En cuanto al argentino Luciano Benavides se ordenó octavo en la clasificación, mientras que su hermano, Kevin, pudo arribar al control final tras superar dificultades con las referencias de los Way-Point, que lo retrasaron en la clasificación, ocupando el noveno lugar.

Sobre este tema, el equipo HRC elevará un reclamo ante la dirección de la prueba para que evalúen la situación ante el posible fallo del GPS que afectó el andar de Kevin Benavides en la etapa.

Después de haber dominado buena parte de la jornada, el "Coyote" cayó al tercer lugar producto de un inconveniente con un neumático del Iveco. El triunfo del parcial fue para el camión Maz de Viazovich. Nikolaev se retrasó, aunque se mantiene puntero de la general.

A muy poco de ganar la octava etapa del Dakar estuvo Federico Villagra, quien durante una buena parte del día se mantuvo al frente del clasificador. Sin embargo, a 40 kilómetros de culminar se rompió un neumático del Iveco, así el "Coyote" junto a Ricardo Torlaschi y Adrián Yacopini cayeron al tercer lugar del parcial.