El experimento buscó crear la condiciones ambientales similares a las de nuestro planeta y, con una temperatura de entre 1 y 30 grados centígrados, agua y nutrientes, la semilla logró germinar con luz del satélite natural de la Tierra.

China logró germinar una semilla de algodón a bordo de la sonda espacial Chang'e 4, que aterrizó en la cara oculta de la Luna el 3 de enero, anunció este martes la agencia ocial Xinhua.

El experimento se realizó dentro de un recipiente hermético donde se mantiene la temperatura entre 1 y 30 grados centígrados; es decir muy por encima de las condiciones normales del satélite que varían entre -123 grados centígrados y 153.

La sonda espacial transportó también semillas de colza (utilizada para obtener aceite vegetal), papas y de la hierba arabidopsis, así como huevos de mosca de la fruta y algunas levaduras, aunque no se informaron novedades sobre esos experimentos.